Reseña: Rimmel London en Black Out

Las luces de la ciudad se extinguieron de improviso. Gritos, preguntas, corridas y tropezones, las respuestas absurdas ante lo inevitable. Yo hice lo único que cabía hacer en ese momento: seguir bebiendo lentamente mi copa de vino tinto.

De Apagón

Después de mis vacaciones, la piel de mis manos (y de casi todo mi cuerpo, pero esto no viene al caso) se puso de un tono marrón espantoso. Mis amigos le dicen bronceado, pero yo no me la creo. Extraño mi verdosidad.

En estas circunstancias, los esmaltes que uso habitualmente quedan un poco raros. Los colores estridentes ya no contrastan como antes, no sé, no me gusta. Por eso cuando vi este Black Out, pensé que podía andar.

Efectivamente, cual Lázaro, anda. El pincel es excelente, ancho (un poquito de más, como puede apreciarse en mi meñique) pero firme y flexible a la vez. La fórmula es muy buena, super opaca y no hace estrías. Con dos capas conseguí un color sólido. Es fluido sin ser líquido, lo que lo hace muy manejable. La duración es buena, me lo saqué intacto a los 4 días (solo porque necesitaba cambiar de color). Y ahí está otro detalle. ¿No les pasa cuando se sacan esmaltes oscuros que todos los dedos quedan medio teñidos y hay que pasar el quitaesmalte por la piel? Bueno, a mí sí me pasa, pero con éste no. De la uña al algodón sin escalas.

La anécdota de este esmalte fue que me lo vendió el primer vendedor de maquillaje entusiasmado con su trabajo que encontré en esta ciudad en mi larga experiencia como compradora compulsiva. No solo reconoció al instante que yo llevaba Hippie Chic, además pasó a describirme las virtudes de Black Out y casi logra venderme una sombra rosa. Rosa. Es mi futuro nuevo mejor amigo, aunque por ahora no lo sepa.

Resumiendo: clásico aunque arriesgado, apto para todas las pieles, es un must de este invierno austral.

PD: ¿ya me seguís en Twitter? ¿No? Es una vergüenza. Qué barbaridad. Habráse visto. Y así.

Anuncios

2 pensamientos en “Reseña: Rimmel London en Black Out

  1. Pingback: Crackle reloaded « Caprichos Esenciales

  2. Pingback: Crackle reloaded « Caprichos Esenciales

Comentar es gratis y hace bien. Bah, no sé, fijate.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s